su publicidad
GeneralesLocales

El Concejo también plantó memoria

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

El viceintendente Guillermo Galván y los concejales Viviana Díaz, Nazareno Rippa, Enrique Balmaceda y Nicolás Sánchez acompañaron a la intendenta Inés Brizuela y Doria en el acto: «Plantamos Memoria: 45 años resistiendo el autoritarismo y la violencia», que se realizó en conmemoración por los 45 años del último golpe militar.

Estuvieron presentes Graciela Ledo, hermana de un desaparecido riojano; el subsecretario de Derechos Humanos del Municipio, Guito Vergara; la secretaria de Gobierno del Municipio, Teresita Luna; secretaria Legal y Técnica Cristina Salzwedel; secretaria de Obras Públicas, Silvia Salzwedel; secretario de Servicio Públicos, Mauricio Morán; entre otras autoridades municipales y público en general.

Al respecto de esta fecha, el viceintendente reflexionó sobre lo que significó ese trágico 24 de marzo de 1976, mientras que hizo un llamado a toda la clase dirigente para la construcción de un futuro para toda la sociedad.

«Es un día triste para la democracia, porque hace 45 años se interrumpió el sistema democrático. Debemos seguir insistiendo en esa consigna nacional de memoria y justicia. Y también debemos reconciliarnos los argentinos. No abrir nuevas grietas, sino ponernos de acuerdo en un futuro común», opinó.

«En esta crisis económica y pandémica, es necesaria una dirigencia con claridad, que llame a unirnos, en un futuro donde los jóvenes tengan ganas de seguir viviendo en La Rioja y en Argentina. Es un momento de reflexión, no solo de lo que pasó, sino una proyección de lo que queremos como sociedad en el futuro», afirmó.

Compartió las palabras de la jefa comunal de los capitalinos, que puso en relieve «más y mejores políticas, más diálogo y consenso, para que nunca más el autoritarismo y la violencia sean políticas de Estado en Argentina».

«Debemos desterrar esa práctica que el que piense distinto se convierta en enemigo, porque precisamente es eso: es distinto, tiene una mirada diferente y puede circunstancialmente transformarse en adversario, pero nunca debe ser el enemigo», reafirmó la intendenta.

Por su parte, Graciela Ledo, hermana de Alberto e hija de Marcela, una de las madres de Plaza de Mayo de La Rioja recordó que pasaron 45 años de lucha por la justicia. «Ese dolor constante, porque mamá tiene 90 años y pasó la mitad de su vida buscando justicia. Eso también se constituyó en una lucha cotidiana y de reivindicación del futuro que buscaba mi hermano y los 30 mil desaparecidos», detalló.

El acto

«Plantamos memoria: 45 años resistiendo el autoritarismo y la violencia» se realizó en la intersección de San Nicolás de Bari y Julio César Corzo, justo frente a la Nueva Escuela Normal. Allí, en los años más oscuros de la historia argentina, funcionó un centro clandestino de concentración, donde fueron llevadas cinco mujeres riojanas. Una de ellas inclusive perdió su embarazo, producto de los tormentos que fue sometida. Por ello es que el gobierno municipal plantó los árboles en frente de donde se intentó borrar la vida.

Fueron cuatro árboles y dos arbustos, uno de ellos plantado por el viceintendente y cuerpo de concejales, quienes participaron del emotivo acto.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar
A %d blogueros les gusta esto: