su publicidad
El Pais y El MundoGenerales

Escalofriante advertencia de una mujer antes de abandonar a su bebé: “no hagas que lo tire a…”

El momento en el que Melissa Kelley abandona a su bebé de 3 meses.

 

 

 

Melissa Kelley, una mujer de 33 años de Florida (Estados Unidos), fue arrestada luego de abandonar a su bebé de apenas 3 meses en la puerta de la casa de otra persona, luego de advertirle al padre del menor que podría llegar a tirarlo «a la basura».

 

La angustiante situación fue grabada por la cámara ubicada en la entrada de la casa de Patricia Tillman, una vecina de la ciudad de Deltona (condado de Volusia; cerca de Orlando), y dejó al descubierto una siniestra historia.

 

«Una chica se acercó y abandonó a su bebé en mi puerta. Ella empujó al bebé por la puerta y se alejó. No sé su nombre. No tengo idea de quién es», dijo Tillman en un primero momento tras llamar al 911 para alertar a las autoridades sobre lo sucedido.

 

Lo cierto es que antes de huir, Kelley le contó que el bebé era en realidad hijo de Clayton Zinck, su ex novio (28 años), quien actualmente está en pareja con la hija de Tillman. Además, le aseguró que él iría a buscar al menor, algo que no sucedió, por lo que decidió llamar a la policía. Entre todos, fueron reconstruyendo lo que había sucedido.

 

Según medios estadounidenses, Kelley había amenazado a su ex pareja con hacerle daño al bebé. «No hagas que lo tire a la basura», le habría escrito en un mensaje de texto, que ya están en manos de la policía estadounidense. Además, le habría advertido que iba a consumir drogas para intentar suicidarse.

 

Los detalles del estado de salud del bebé son estremecedores. Según detallaron los médicos que atendieron (citados por The Daytona Beach News-Journal), el menor padece sarna, una infección contagiosa en la piel.

 

Además, fue dejado con un pañal que no había sido cambiado durante horas, media botella de fórmula para bebés, un biberón vacío y dos toallitas húmedas sucias.

 

Tras huir de la casa de Tillman, la policía logró encontrar y arrestar a Kelley luego de rastrear su teléfono celular. Las autoridades la imputaron con cargos de deserción ilegal de un niño y negligencia infantil.

 

Por lo pronto, el bebé fue puesto bajo la custodia del Departamento de Niños y Familias y trasladado de urgencia a un hospital para recibir tratamiento por la infección de sarna. /Clarin

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar
A %d blogueros les gusta esto: