su publicidad
GeneralesNacionales

Detienen un tour de compras que volvía desde Bolivia con 22 pasajeros y $ 15 millones en mercadería

OPERATIVO. La fuerza federal detuvo al ómnibus en uno de los accesos a la ciudad santiagueña de La Banda.

 

 

Un colectivo dedicado a realizar tours de compras proveniente de Orán (Salta) con destino a La Salada en la provincia de Buenos Aires, fue interceptado en territorio santiagueño por la Policía Federal mientras trasladaba más de quince millones de pesos en mercadería ilegal.

El procedimiento se llevó a cabo durante la tarde del martes, cuando los federales se encontraban apostados sobre la Ruta Nacional 34 e intersección con la Ruta 5 —en un sector conocido como «La Isleta», en La Banda— e hicieron detener la marcha de un colectivo afectado a la empresa Magitur SRL.

Según informaron las fuentes consultadas, el rodado tenía dos choferes y veintidós pasajeros quienes, a raíz de la gran cantidad de mercadería que trasladaban, algunos de ellos viajaban sentados sobre los bultos en la planta baja.

Los efectivos al inspeccionar la parte de arriba del rodado descubrieron que no había pasajeros, pero que el lugar estaba «taponado» de bolsas de consorcio de distintos colores, las cuales en su interior tenían ropa y calzados, entre otros tipos de mercadería.

Al solicitar la documentación de los bultos, ninguno de los pasajeros supo presentar tales papeles, por lo que los uniformados se comunicaron con el juez federal —Dr. Guillermo Molinari— quien ordenó que el rodado y los ocupantes sean trasladados a la base de esta dependencia policial para ser requisada.

Inspección

Una vez ya en la División Unidad Operativa Federal —con asiento en ciudad Capital— los uniformados con ayuda del can antinarcóticos requisaron todo el rodado decomisando la mercadería que en un avalúo aproximado rondaría a los quince millones de pesos.

Fuentes cercanas a la investigación indicaron que solo once de los veintidós pasajeros que viajaban en el tour de compra (con capacidad para 56 pasajeros) reconocieron los bultos que les pertenecían, pero más de doscientos de bultos quedaron «sin dueños».

Lo llamativo fue que entre las bolsas requisadas los federales encontraron más de seis mil cierres plásticos para camperas, los cuales viajaban en las bodegas, que también estaba colmada con mercadería.

Por orden de la Justicia todos los ocupantes del ómnibus fueron identificados y se labraron 13 infracciones.

Toda la mercadería, al igual que el vehículo de larga distancia, fue secuestrado por orden del Dr. Molinari.

Fuentes consultadas indicaron que si bien el monto estimativo sería de 15.000.000 se aguarda el informe final de la Aduana, a donde la mercadería será trasladada en los próximos días. /El Liberal

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba